PUC evalúa primer año de gobierno de Luis Abinader y el PRM

La organización comunista llama a luchar para transformar esta realidad y por la democracia obrera

SANTO DOMINGO, REPÚBLICA DOMINICANA. El Partido de la Unificación Comunista (PUC) en el primer año de gobierno del Partido Revolucionario Moderno (PRM) y el presidente Luis Abinader emite las siguientes consideraciones, como orientación al pueblo trabajador, a nuestra militancia, simpatizantes y colaboradores.

  • La salud y el manejo crisis sanitaria

El manejo de la crisis sanitaria, a causa del Covid-19, ha tenido aciertos como la vacunación temprana y el aumento en el gasto de salud, todavía insuficiente; sin embargo, el sistema de salud sigue siendo inhumano y discriminatorio, dependiendo de los seguros controlados por las ARS y los bancos, del copago adicional a los médicos, las altas tarifas de las clínicas privadas y los elevados precios de las medicinas. De las 3,990 muertes desde marzo de 2020 y las 1,529 desde el 17 de agosto de 2020 por coronavirus, muchas pudieron evitarse, si se hubieran hecho más pruebas PCR, seguimiento a los contagiados e internamientos tempranos. Todo esto aparte de las muertes y padecimientos por el descuido de diferentes programas de salud como el de las enfermedades de alto riesgo. En cuanto a las medidas del estado de emergencia,  varias fueron erráticas y contradictorias, como los apresamientos y multas. En todo esto no estuvieron ausentes las prácticas de corrupción.

  • Crisis económica e hipoteca del país

La crisis sanitaria precipitó la crisis económica, perdiendo los más vulnerables (trabajadores, micro y péquennos empresarios, desempleados y pobres en general). Si bien el gobierno continuó dando subsidios entre 5,000 y 8,000 pesos mensuales a los asalariados suspendidos y familias pobres, ese pírrico monto no impidió que la pobreza llegara al 24% de la población, en cifras oficiales poco creíbles. Ahondando la política anti soberana del PLD, el PRM aumentó la deuda externa en unos 8,000 millones de dólares, la más alta en la historia del país en un solo año, por lo que el pago por intereses y capital ya consume más del 25% del presupuesto anual.

  • Racionalizar el Estado, una promesa demagógica

Una de los temas preferidos por el PRM en campaña, del hoy Presidente y la senadora Faride Raful, es que había que reorganizar un Estado duplicado e irracional, diseñado para el clientelismo y la corrupción. Al 2021 el Estado trujillista-balaguerista-peledeísta se mantiene con 23 ministerios, 82 organismos descentralizados, 5,000 departamentos y unidades, más de 630,000 empleados, con decenas de miles de botellas; un desorden salarial que incluye más de 100 funcionarios ganando de 400,000 a un millón de pesos mensual; se mantienen todos los programas especiales creados por Danilo Medina y se han creado nuevos; el Presidente ejecuta el 95 % del presupuesto mientras 392 gobiernos locales no llegan al 3%; si bien se ha eliminado la desacreditada OISOE, acaba de crearse un nuevo Ministerio de la Vivienda, 17 nuevos viceministerios y 23 nuevos gabinetes ministeriales.

  • Alianzas público-privadas, pactos y fideicomisos

La condición de multimillonarios de una parte importante de los altos funcionarios del gobierno y del Congreso, ha venido condicionando varias políticas públicas para favorecer a los poderosos. Así  sucede con la alianza público-privada para inversiones públicas, política aprobada por el PLD y acogida con más entusiasmo por el PRM. Eso se evidencia en el Pacto Eléctrico entre el gobierno y los empresarios para favorecer a los generadores privados; se avanza el llamado Pacto del Agua para que el capital haga su negocio; se aplazó la reforma fiscal para que la oligarquía siga evadiendo y pagando pocos impuestos, pese al gran déficit presupuestario del gobierno, cubierto con deuda pública; el nuevo gobierno extiende los fideicomisos, donde si bien se mantiene la propiedad pública, se debilita la administración estatal y se apalanca la privada vía comisiones y otros manejos.

  • Derechos de las mujeres, Código Penal y seguridad ciudadana

El Presidente ha jugado al gato y al ratón frente a los derechos reproductivos de las mujeres, ante un Congreso conservador que se niega a incluir las tres causales justificativa de interrupción del embarazo para salvar la vida de las mujeres. Otros aspectos del Código Penal, como el castigo ejemplar de la corrupción han sido suavizados por los legisladores del PRM. El Plan de Seguridad Ciudadana, iniciado en apenas un barrio de la capital, sigue careciendo de un fuerte apoyo logístico y de la prevención social dirigido especialmente a la juventud, mientras la delincuencia arropa el país.

  • Lucha contra la corrupción

La movilización del pueblo por el castigo de la corrupción y el cese de la impunidad, de lo que se benefició electoralmente el PRM, obligó al Presidente a designar una Procuradora General insobornable, que le ha estado dando curso a expedientes en contra de los corruptos del gobierno anterior; sin embargo la Procuraduría no ha recibido el apoyo logístico suficiente, en un escenario en que ya existen acciones corruptas, nepotismo y conflicto de interés de funcionarios actuales.

  • El aumento del salario mínimo y falta de libertad sindical

Una de los mayores engaños perpetrados por el gobierno del PRM, complaciendo a los empresarios del CONEP, ha sido el supuesto aumento del salario mínimo, que al reclasificar las empresas grandes como medianas y pequeñas pagarán menos que antes a todos los obreros que contraten. Continúa la conjura del capital y sus partidos que desde 1992 no realizan un aumento general de salarios, impidiendo que se organicen sindicatos clasistas para defender los derechos de la clase obrera.

  • Amenazas al medio ambiente

No se ha realizado acciones contundentes para detener las amenazas de la gran minería de la Barrick en Cotuí y Yamasá, la Belfond en Barahona y Bahoruco, Falcombridge en Bonao, los planes de la presa Las Placetas que afectaría la Cordillera Central y los ríos Bao y Jagua, afluentes del rio Yaque del Norte; la tolerancia continua con la deforestación y extracción de arena de los ríos; se aprobaron explotaciones petroleras, parques eólicos y fotovoltaicos en lugares inadecuados.

  • La política exterior

El entreguismo del gobierno frente al imperialismo norteamericano es evidente en lo concerniente a comunicaciones, aeropuertos, asesoría militar, judicial y policial, así como en la política reaccionaria dentro de la OEA.

La lucha del PUC y de todos los revolucionarios debe crecer para transformar esta realidad, alcanzar el desarrollo humano, la igualdad social y la democracia obrera.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s